martes 7 febrero 2023

La ministra de Trabajo, Kelly Olmos, desautoriza el aumento del 131% de Camioneros, Pablo Moyano reiteró sus amenazas de paro

Más Leídas

El debut de Kelly Olmos en el Ministerio de Trabajo y en su primera gestión para destrabar una de las paritarias más relevantes del sector privado abrió un fuerte frente de tormenta nada menos que con uno de los sectores más combativos del sindicalismo: la dupla de camioneros que componen Hugo y Pablo Moyano. La ministra desautorizó el reclamo de un aumento salarial de 131% pretendido por el gremio, al que responsabilizó de impulsar la escalada de la inflación, y hasta repudió por «violento» el recurso de los bloqueos como habitual metodología de protesta de Camioneros.

«Un incremento de 130% «puede ser justo para los trabajadores de ese sector, pero cuando hay sectores que avanzan excesivamente y eso impacta sobre la dinámica inflacionaria tienen que entender que es muy insolidario con los que quedan atrás», advirtió este jueves la reemplazante de Claudio Moroni al frente de la cartera laboral. Y añadió: «No podemos generar un nivel de ajuste excesivo que tenga un impacto en el costo de vida».

La rechazo de Olmos al planteo salarial del gremio realimentó este jueves el malestar con el que el Pablo Moyano recibió la semana pasada la designación de la funcionaria al frente de Trabajo. A diferencia de sus pares de la conducción de la CGT, que avalaron a la nueva ministra y concentraron sus críticas en la decisión del presidente Alberto Fernández de no consultarles el nombramiento, el número dos de Camioneros reprobó el pasado menemista de Olmos, con lo que plantó dudas sobre su flamante gestión.

«Es insólito que la ministra quiera venir a decirnos cuánto tenemos que pedir», se quejaron desde el moyanismo y advirtieron que la contención de la inflación es responsabilidad del Gobierno y no de los trabajadores que buscan compensar la pérdida de poder adquisitivo que provoca la suba de precios.

Ya el miércoles, al culminar sin avances otra audiencia con el sector empresario en la marco de la paritaria del transporte de cargas, el propio Pablo Moyano había reprochado otra declaración previa de Olmos, quien había cuestionado demandas salariales por encima de los tres dígitos con una inflación proyectada anual de «90 puntos», según su comentario.

«Que se suba a un camión la ministra, y que esté 20 días fuera de su hogar, que se suba a un camión de la recolección de residuos y levante la basura, a ver si es mucho lo que pedimos», le contestó el gremialista y ratificó las medidas de fuerza que prepara Camioneros para la próxima semana con la intención de redoblar la presión por el aumento de 131%.

P/ag.cl.ln.ifb.vfn/gr.

Últimas Noticias

Una noche en el Kremlin: a setenta años de la entrevista Stalin-Bravo

El último extranjero en entrevistarse con el legendario dictador soviético cuatro semanas antes de su muerte fue el embajador...

Más Noticias