sábado 3 diciembre 2022

Múltiples hechos alteran los mercados de inversiones, el riesgo país llegó a 2100 puntps el dólar blue $ 210.43, CCL$ 237,74

Más Leídas

“A nivel local explotó la deuda CER, cayeron los bonos en pesos y el Banco Central (BCRA) intervino para frenar la dinámica, pero eso no alcanza. Los pesos van al contado con liquidación (CCL), que se sostenía por unos fundamentals muy pobres. Por eso sube el dólar libre y los bonos en pesos caen. Hay una situación medio de pánico”, resumió Juan Ignacio Paolicchi, economista de Empiria Consultores.

No obstante, las subas más marcadas las siguieron registrando los tipos de cambio financieros. Luego de que la semana pasada registraran avances de entre $12,50 (MEP) y $17,97 (contado con liquidación), hoy abrieron en las pantallas con incrementos de entre seis y ocho pesos.

“Los inversores atrapados en fondos seguirán vendiendo bonos en pesos ajustados por inflación. Hay mucho dinero en fondos, con inversores poco profesionales que, ante la más mínima baja del fondo, saldrán del sistema. Esto inclinará la balanza para comprar dólares. Por eso vemos una fuerte suba de los dólares alternativos”, resumió el analista financiero Salvador di Stefano.

En detalle, el dólar MEP subió a $229,09, una escalada diaria de $8 (+3,7%). Se trató del valor nominal más alto que se tenga registro. El récord anterior había sido los $224,87 a finales de enero, cuando la incertidumbre rondaba las negociaciones con el Fondo Monetario Internacional (FMI).

El dólar contado con liquidación (CCL) mediante la compra-venta de Bonos AL30 se comercializó a $237,74, un incremento de diez pesos frente al cierre anterior (+4,5%). En este caso, quedó a unos seis pesos de distancia de su máximo histórico: los $244.

“Uno de los desafíos importantes que abordarán el ministro de Economía y el presidente del Banco Central será el comportamiento que tengan los tipos de cambio financieros y paralelos a partir de hoy. El temblor de los bonos CER trajo aparejada una escalada de los dólares financieros. Llevar una cuota de tranquilidad al mercado cambiario también será clave para lo que pueda venir en el corto plazo en lo macroeconómico”, analizó Emilse Córdoba, directora de Bell Inversiones.

Fuera de la Argentina, los mercados del mundo también transitan días de números en rojo. La semana pasada se conoció la inflación de Estados Unidos, del 8,6% anualizada, un dato que fue peor al esperaban los analistas. En consecuencia, esta semana la Reserva Federal (Fed) anunciaría un nuevo endurecimiento de la política monetaria, en un intento por contener la constante suba de los precios.

Ante un escenario de menor aversión al riesgo, hoy los bonos del último canje de deuda se hundieron en el exterior: presentaron rojos que fueron desde el 1,1% (Global 2046) hasta un 4,1% (Bonar 2038). No obstante, a lo largo de la jornada los títulos soberanos locales lograron repuntar, con avances de hasta un 1,9% (Bonar 2029).

 “El universo emergente acompañó el pesimismo global tras la publicación de los datos de inflación en Estados Unidos. Esta volatilidad no le es ajena a una Argentina sin un rumbo económico y con debilidades en el plano político. El dato de inflación de esta semana también ejercerá presión sobre el esquema de tasas, siendo posiblemente una nueva suba en la tasa de política monetaria la herramienta del Banco Central para intentar encauzar la situación macroeconómica. Los mercados en el mundo posan su mirada en la Fed y los bonos argentinos abren con rojos”, explicaron desde Portfolio Personal de Inversiones (PPI).

El retroceso de los títulos soberanos repercute de forma directa sobre el riesgo país. Eso explica por qué el índice elaborado por el JP Morgan trepó 69 unidades y se posicionó en los 2113 puntos básicos (+3,4%), traspasando así una nueva barrera. Los números que aparecieron este lunes en pantalla fueron los más altos desde que se reestructuró la deuda con privados, en septiembre de 2020.

También cayeron otras monedas emergentes. Por caso, en Brasil el real se depreció un 2,66%, a 5,09 unidades por dólar; el peso chileno bajó un 2,27%; y el peso mexicano mostró un retroceso de 2,57%.

“Hay un sell-of (venta masiva) de todos los activos a nivel global. Por eso el riesgo país hoy supera los 2100 puntos básicos y la deuda en dólares cae 9% en la última semana. Todo esto se explica en gran parte en el mundo, porque la Argentina no presenta un plan consistente y nadie quiere comprar Argentina. Es una deuda poco atractiva, desde el punto de vista técnico. A eso se suma que a nivel internacional se pone sobre la mesa la recesión de las grandes potencias, más inflación, suba de tasas. Todo eso genera un pricing de mercado de mayor recesión”, coincidió Paolicchi.

En el merado accionario, las principales bolsas del mundo se hundieron. En Estados Unidos, el índice tecnológico Nasdaq cerró un 4,68% abajo; el S&P500, un 3,88% y el industrial Dow Jones, un 2,79%. En Europa, la bolsa de Madrid retrocedió 2,47%; la de Londres, 1,53%, y de París 2,67%. La bolsa porteña operó en las 87.937 unidades, un descenso del 1,4%.

Lo mismo sucedió con las acciones argentinas que cotizan en Nueva York (ADR). Los papeles de Despegar retrocedieron un 12%, seguidos por los de Mercado Libre (-9,3%), Cresud (-9,3%), Grupo Financiero Galicia (-7,8%) y Transportadora de Gas del Sur (-7,8%).

EN/ag.ln.mr.cl.ifb.vfn/gr.rp.

Últimas Noticias

Brasil. Bolsonaro no reconoce abiertamente su derrota frente a Lula, aunque dice que cumplirá con la Constitución

Brasilia - El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, no se ha pronunciado este martes abiertamente sobre el resultado de...

Más Noticias